• Home »
  • APP »
  • Un dolor de cabeza en la unión UE por el carbón y aquí punta Catalina muy bien gracias, dentro de su costo final tendremos que agregar un extra para la conversión a otra fuentes de combustible
Un dolor de cabeza en la unión UE por el carbón y aquí punta Catalina muy bien gracias, dentro de su costo final tendremos que agregar un extra para la conversión a otra fuentes de combustible

Un dolor de cabeza en la unión UE por el carbón y aquí punta Catalina muy bien gracias, dentro de su costo final tendremos que agregar un extra para la conversión a otra fuentes de combustible

El interés en el mercado del carbono está aumentando en las mesas de operadores, servicios básicos y fábricas, con todos los ojos enfocados en los políticos.
Los legisladores europeos que han tenido dificultades durante años para administrar un exceso de permisos de emisión ahora tienen un nuevo dolor de cabeza: Deben minimizar la turbulencia del mercado si el Reino Unido abandona el programa debido al Brexit. Si fracasan, el incentivo para reducir las emisiones podría disminuir.

Una propuesta de la Unión Europea (UE) para hacer frente al riesgo del Brexit al establecer límites al uso de derechos de emisión de carbono de la UE emitidos por el Reino Unido puso fin el lunes a la racha alcista de cinco días del mercado. Gran Bretaña fue el cuarto mayor emisor de CO2 del régimen el año pasado.

“Hay un riesgo material de que todo el mercado se paralice”, dijo Louis Redshaw, fundador de la compañía de comercialización de carbono Redshaw Advisors Ltd. en Londres.
Eso se debe a que los operadores no serían capaces de decir si las asignaciones que están comprando van a ser válidas para su uso futuro. Los intercambios no podrían garantizar la validez de lo que entregan.

El plan de la UE parece “fundamentalmente defectuoso” porque los emisores del Reino Unido podrían utilizar sus derechos de 2018 para el cumplimiento de 2017 y luego mantener sus asignaciones más flexibles para 2017 y antes y venderlas de todos modos, dijo Redshaw.
Los detalles finales del plan aún no han sido redactados por la Comisión Europea.

El costo de una asignación de la Unión Europea para liberar una tonelada de dióxido de carbono aumentó 21 por ciento la semana pasada, el mayor incremento este año.
El comercio de futuros en la ICE casi se duplicó y se aproximó a su nivel más alto en seis meses. Los volúmenes de opciones fueron los más altos en más de dos años.

El incremento coincidió con la decisión de la UE de analizar cambios a una reformulación de la comercialización de emisiones el viernes para fortalecer el mercado, un esfuerzo que sería parte de una legislación separada.

El proyecto de ley con la idea de un arreglo relacionado con el Brexit necesita ser aprobado por el Parlamento Europeo y los Estados miembros para entrar en vigor.

Mientras que los permisos de carbono son necesarios para cerca de 12.000 fábricas, servicios públicos y otros emisores, el mercado para comerciarlos es relativamente pequeño.

Puesto en perspectiva, los 750 millones de euros (US$900 millones) de futuros de permisos que cambiaron de manos la semana pasada en la ICE seguían siendo menos que solo dos días de promedio de cotizaciones en una sola acción -Banco Santander SA- la acción más activa en el índice Stoxx Europe 600.

Compartir