Cuba se encarrila hacia una sucesión de poder

Cuba se encarrila hacia una sucesión de poder

Un profesor de Ciencias Políticas en la Universidad Internacional de la Florida, anotó que el exilio cubano, la mayoría ubicado en el sur de la Florida, ya no es el mismo de hace una década. “El sector que apoyó a Trump en las elecciones ha sentido un gran alivio con la muerte de Fidel Castro”.
Experto politólogo afirmó que los cubanos llevan un proceso de aprendizaje de sucesión de poder en la isla, un proyecto que va de la mano con las políticas del presidente estadounidense Barack Obama, y las nuevas propuestas para Cuba expuestas por Donald Trump.

El Dr. Eduardo Gamarra, es politólogo y profesor de Ciencias Políticas en la Universidad Internacional de la Florida, y considera que la sucesión en Cuba se produjo incluso antes de que Fidel Castro enfermara.

Gamarra resaltó las visiones diferentes que manejan el presidente Barack Obama y el presidente electo Donald Trump sobre la Isla caribeña, pero destaca que ambas se pueden adaptar a una futura transición política en la isla.

El impacto de la muerte de Fidel Castro en ambos lados del estrecho de la Florida es totalmente distinto, dice el politólogo, pero su relación es evidente por las características en dos sociedades diversas.

Para Gamarra: “Es el momento en el que empezarán a ver a otros sucesores, hay una corriente de gente que entienden la necesidad de que Cuba se adecúe a la globalización”.

En entrevista con la Voz de América, Gamarra analizó el escenario futuro en la Isla caribeña y en Estados Unidos.



“Es obvio que las visiones del presidente Barack Obama y la del presidente electo Donald Trump son totalmente diferentes, pero también hay que recordar que muchas de las cosas que dijo Trump en la campaña están sujetas a cambio”, remarcó Gamarra.

Explicó que: “Trump está poniéndose en sintonía con la línea de su partido y en ese contexto buscará hacer cambios a la política ejercitada por Obama”.

Sobre Raúl Castro y lo que se denomina como la sombra de Fidel Castro como el símbolo de la revolución y el hermano mayor, Gamarra tiene una opinión específica.

“Yo creo que Raúl ya gobernaba por si mismo porque en Cuba el camino ya está institucionalizado y ellos comprenden perfectamente el concepto de la sucesión, y ese es un sistema que les ha funcionado”, dijo Gamarra.

El politólogo anotó que la transición vino incluso antes de que Fidel Castro enfermara. “Aceptaron el proceso asumiendo un mundo sin la Unión Soviética y aceptando su dependencia del petróleo venezolano”.

El escenario ahora, según Gamarra, será mucho más activo políticamente hablando, debido a que Raúl Castro ha dicho que se irá del gobierno en febrero de 2018.

“Es ilógico pensar que estos personajes no estén mirando a la sucesión como el proceso de cambio político”, remarcó el profesor de Ciencias Políticas.