Trump consigue que Carrier no se vaya a México

Trump consigue que Carrier no se vaya a México

La empresa de aire acondicionado desiste de trasladar un fábrica a México que hubiera eliminado 1.400 puestos de trabajo.
El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, se anotó un triunfo de cara a sus seguidores al conseguir que la empresa de aire acondicionado y equipos de calefacción Carrier desista de trasladar un fábrica a México que hubiera eliminado 1.400 puestos de trabajo.

“Estamos complacidos de haber alcanzado un acuerdo con el presidente electo Trump y el vicepresidente electo Pence para mantener 1.000 empleos en Indy”, dijo la compañía en un tuit refiriéndose a Indiana, el estado donde se basa la empresa y de donde ha sido gobernador Mike Pence.

Sin embargo la discrepancia entre los 1.400 puestos de trabajo que hubieran sido trasladados a México y los 1.000 ofrecidos en el acuerdo no fue explicada por ninguna de las partes.



Tampoco queda muy claro si el acuerdo fue entre la empresa y el gobierno de Trump, o fue un acuerdo con el estado de Indiana.

Durante la campaña presidencial, el traslado de Carrier fue usado por Trump para ejemplificar lo mal que funciona para los trabajadores estadounidenses el tratado de libre comercio con México y Canadá, NAFTA.

Trump incluso prometió que de llevarse a cabo, impondría altas tarifas a los equipos de aire que fueran manufacturados en México e importados a Estados Unidos.

Esta es la segunda vez que Trump se acredita un acuerdo para evitar mover producción hacia México. La primera tuvo que ver con una planta industrial del fabricante de autos Ford, en Louisville, Kentucky, que iba a ser trasladada al otro lado de la frontera sur y que también hubiera implicado despidos.